La Quiropráctica ‘salvó mi vida’ de la adicción a las drogas opiáceas

La Quiropráctica 'salvó mi vida' de la adicción a las drogas opiáceas
¿Qué le pasó al sargento Shilo Harris para volverse adicto a las drogas opiáceas? Nos lo cuenta él mismo… Hace once años, mi vehículo blindado…

¿Qué le pasó al sargento Shilo Harris para volverse adicto a las drogas opiáceas? Nos lo cuenta él mismo…
Hace once años, mi vehículo blindado fue golpeado por un IED. La explosión me dejó con quemaduras graves en el 35 por ciento de mi cuerpo, lo que me ocasionó la pérdida de las orejas, la punta de la nariz y tres dedos. También me dejó con una fractura en la clavícula izquierda y en la vértebra C-7.

Tras la explosión me volví adicto a las drogas opiáceas

Después de someterme a más de 75 cirugías y entablar una batalla personal con trastorno de estrés postraumático, me volví adicto a las drogas opiáceas. Pero no fui consciente de esta adicción hasta que realicé un viaje de tres horas para visitar a mi familia, lejos de mi centro de tratamiento en San Antonio (Texas), y me quedé sin medicamentos. Entonces pensé: No me da tiempo a volver a San Antonio lo suficientemente rápido». Así de fuerte era mi adicción».
Me retiré del Ejército en el 2010 y conseguí dejar mis medicamentos. Pero un accidente de tráfico me obligó a volver al uso de las drogas opiáceas y rápidamente me hundí de nuevo en la depresión. Si no hubiera sido por los tratamientos alternativos, hoy yo sería un inútil.

Mi encuentro con la quiropráctica

Gracias a Dios, descubrí la quiropráctica y al doctor Tim Novelli, de North Canton (Ohio), quien me salvó la vida y me ayudó, con el tratamiento quiropráctico, a superar mi adicción a las drogas opiáceas. Actualmente, Novelli es el fundador y presidente del Patriot Project, un ‘movimiento de base para brindar atención quiropráctica a todos los militares activos, sus familias, guerreros heridos y todos los dependientes de Gold Star’.

El agradecimiento me llevó a implicarme de forma personal

Le estoy tan agradecido a la quiropráctica por cómo me ayudó a manejar el dolor y a superar mi adicción, que me he convertido en el portavoz nacional del Proyecto Patriot. Ahora, soy el defensor número uno del uso de terapias alternativos a las drogas opiáceas para el control del dolor.
Es fundamental encontrar médicos como Tim Novelli, que estén dispuestos a derrochar tiempo con sus pacientes, conocer y comprender realmente por lo que pasamos y cuál es la raíz del problema, para que podamos enfrentarlo mejor. No solo arrojar medicinas.

El artículo apareció publicado en la web healthnutnews.com.
En algunos casos se ha variado un poco la redacción para ajustarla a los usos del español.
Todas las historias publicadas aquí son reales, aunque la imagen no es la del protagonista, es de archivo. Asimismo, se reflejan los datos personales tal y como aparecieron publicados.


Los opioides, a veces llamados narcóticos, son un tipo de medicamento. Incluyen fuertes analgésicos recetados, como oxicodona, hidrocodona, fentanilo y tramadol. La droga ilegal llamada heroína es también un opioide. Algunos opioides se producen a partir de la planta del opio, y otros son sintéticos (hechos por el hombre).
Un médico puede recetarle un opioide para reducir el dolor después de haber sufrido una lesión grave o una cirugía. También se los puede recetar si presenta severo dolor por problemas de salud como el cáncer. Algunos médicos los recetan para el dolor crónico.
Los opioides pueden causar efectos secundarios como somnolencia, niebla mental, náuseas y estreñimiento. También pueden causar respiración lenta, lo que puede conducir a muertes por sobredosis. Ref. medlineplus.gov

Posts recientes

Los síntomas del síndrome de Ménière mejoraron

Los síntomas del síndrome de Ménière mejoraron

Después de muchas visitas a diferentes otorrinolaringologos, me diagnosticaron síndrome de Ménière. La única solución parecía ser la operación quirúrgica... hasta que me topé con la quiropráctica.   Mi historia La verdad es que hacía mucho tiempo que pensaba en probar...

COMPARTE TUS

Comentarios

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Mantente en contacto!