Los síntomas del síndrome de Ménière mejoraron

Después de muchas visitas a diferentes otorrinolaringologos, me diagnosticaron síndrome de Ménière. La única solución parecía ser la operación quirúrgica… hasta que me topé con la quiropráctica.

 

Mi historia

La verdad es que hacía mucho tiempo que pensaba en probar la quiropráctica. Tengo una amiga que siempre me insistía en lo bien que le iba a ella pero entre que viajaba mucho y que no sentía que lo necesitará por ningún motivo especial nunca encontraba el momento de empezar. (¡Gran error! En vez de prevenir, esperamos a ponernos malos para solucionarlo).

Al final conseguí “padecer” el motivo, y ya no pude resistirme a visitar al quiropráctico. El vértigo, los mareos, y los vómitos se convirtieron en una constante en mi vida, después de dar a luz a mi segundo hijo. Me había convertido en una persona casi dependiente. Me daba inseguridad quedarme sola, y más con dos niños tan pequeños. No podía conducir y mi estado anímico era bastante bajo. Además, con anterioridad, también había comenzado a tener pitidos y perder audición en el oído izquierdo.

 

Me diagnosticaron síndrome de Ménière

Después de varias visitas a diferentes otorrinolaringólogos, me diagnosticaron síndrome de Ménière¹. Este síndrome afecta al nervio del oído, desestabilizando el equilibrio y causando todos los síntomas antes descritos. La única solución parecía ser la operación quirúrgica, cortar el nervio del oído malo, Inhabilitandolo, y así centrar el equilibrio en el oído bueno. La verdad es que se me pusieron los pelos de punta sólo de pensarlo. Así que antes de someterme a la cirugía pensé en probar todas las alternativas posibles.  Ahora puedo decir que con la quiropráctica no creo que me haga falta mucho más.

Desde que me puse en manos del quiropráctico, todos los síntomas del síndrome de Ménière mejoraron muy notablemente. Y estoy segura de que terminarán por desaparecer.  Mi audición también ha mejorado, aunque me dijeron que nunca la recuperaría y que podía ir a peor. Casi desde mi primer ajuste, noté cómo la energía comenzaba a fluir, como hacía mucho tiempo que no lo hacía, y empecé a sentirme mucho más enérgica y vital.  

 

La quiropráctica cambió mi vida

Así que felizmente puedo unirme al grupo de todos los pacientes del quiropráctico, cuyos testimonios leí en mis primeras visitas al centro, y aportar el mío sobre el síndrome de Ménière. Y afirmar, que gracias al quiropráctico ha cambiado mi vida.  Una vez que pruebas la quiropráctica, no te explicas por qué esperamos a estar enfermos en vez de cuidarnos de antemano.. pero más vale tarde que nunca.

Además, no he dudado en poner en sus manos a mis dos hijos Xavier de 3 años y Arnau de 9 meses y hacer todo lo que esté en mi mano para ayudarles a crecer sanos y fuertes.

Xandra M.

La enfermedad de Ménière es un trastorno del oído interno. Puede causar un mareo severo, un sonido de rugido en el oído llamado tinnitus, pérdida de la audición que aparece y desaparece y la sensación de presión o dolor en el oído. Suele afectar sólo un oído. Es una causa común de sordera. (ref. medlineplus.gov)

p

El artículo apareció publicado en el libro Más Años en su Vida y Más Vida en sus Años. En algunos casos se ha variado un poco la redacción para ajustarla a los usos del español.

Todas las historias publicadas aquí son reales, aunque la imagen no es la del protagonista, es de archivo. Asimismo, se reflejan los datos personales tal y como aparecieron publicados.

Posts recientes

Activación Glándula Pineal Con Fosfenos del Dr. Lefebure Methods

Activación Glándula Pineal Con Fosfenos del Dr. Lefebure Methods

El fosfenismo es un método creado por el Dr. Francis Lefebure - médico especializado en Neurología y Psiquiatría Infantil- que aprovecha la acción dinamizadora de la luz para mejorar la comunicación entre los dos hemisferios e incrementar las capacidades cerebrales en...

Mi osteoporosis desapareció gracias a la quiropráctica

Mi osteoporosis desapareció gracias a la quiropráctica

Soy María del Carmen D.M y voy a exponer mi experiencia con la quiropráctica, por si a alguien pudiera serle de utilidad, o cuando menos dejar constancia. Poco después de cumplir los 40 años comencé a padecer osteoporosis. Ahí  empezaron los tratamientos con los...

¿La artritis mejora con la quiropráctica? Si. Conmigo lo hizo.

¿La artritis mejora con la quiropráctica? Si. Conmigo lo hizo.

Me llamo Montse y tengo 39 años. Padezco artritis desde hace mucho tiempo, lo que me ha provocado muchos problemas de huesos. Sobretodo en manos y cervicales que han sido siempre el punto débil de mi salud, así como la tensión en los hombros. Descubrí la quiropráctica...

COMPARTE TUS

Comentarios

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Mantente en contacto!